Poda del avellano

Bienvenido a WordPress. Esta es su primera entrada. Edítalo o bórralo, ¡luego comienza a escribir!

Índice
  1. Poda de avellano: forma y volumen de la copa
    1. PREGUNTAS FRECUENTES
    2. TIPOS DE PODA

Poda de avellano: forma y volumen de la copa

La forma de la copa, junto con la densidad de plantación, define el volumen de copa por unidad de superficie y por tanto el rendimiento potencial de la plantación. . La fisiología del avellano es sustancialmente diferente a la del almendro, hecho que prueban sus hábitos y fases de crecimiento (Figuras 12 y 13) y los centros de biodiversidad como origen de ambas especies. Así, mientras el almendro es la típica especie constitutiva de la trilogía mediterránea junto con la vid y el olivo, la avellana es la clásica especie atlántica.

El almendro tiene hojas pequeñas con una morfología diferencial en altura y una pequeña superficie en forma de aguja que le permite adaptarse bien al estrés hídrico propio de los climas cálidos. Por el contrario, el avellano, como especie típica de las zonas montañosas húmedas y del hábitat subterráneo, se ha adaptado para captar la luz de manera eficiente al tener hojas anchas. Estas consideraciones, junto con el concepto diferencial de seto vs almendra en la mecanización de la recolección, dan lugar a formas y volúmenes de copa muy diferentes, como se puede observar en la Figura 14.

PREGUNTAS FRECUENTES

  • Dudas? Aquí responderemos las preguntas más frecuentes.

TIPOS DE PODA

Cuando hablamos de poda, es importante que exista desde los primeros años de plantado el huerto. Comience la poda de entrenamiento (si las plantas lo permiten) después de la primera temporada de crecimiento. Esto definirá la planta que queremos formar para futuras producciones. Si hablamos de alta densidad, podemos definir un multieje con solo cuatro brazos, una planta que crece muy bien y se adapta perfectamente a las altas densidades, o si nuestra preferencia es entrenar en un solo eje, la idea será comenzar eliminando muy pronto a la competencia y así podemos darle más fuerza a nuestro eje seleccionado. Además, algunos viveros están dispuestos a entregar una planta con un preparado orientado a este tipo de crecimiento.

Es importante que la poda de invierno sea siempre encaminada a retirar material que moleste o esté mal colocado, para dar luz a la planta en todas sus ramas y tener mucho material productivo, para mantener unas condiciones sanitarias saludables. huerta, libre de bacterias y hongos, situación que se logra con buena iluminación y buena ventilación. También debemos saber que una poda de primavera estará indicada para realizar, por ejemplo, limpieza de calles y si la hacemos antes favorecerá la producción de la próxima temporada.

La importancia de la poda

Para tener una alta productividad, los especialistas creen que esta especie debe alcanzar un crecimiento anual de entre 15 y 40 centímetros. Si esto no sucede, los brotes son débiles y prácticamente estériles, lo que reduce significativamente la producción de frutos.

“Como resultado, se maximiza el potencial productivo en plantaciones de avellano adulto, con un crecimiento anual de más de 20 centímetros por brote y se consiguen volúmenes de cosecha entre 2.000 y 2.500 kilogramos por hectárea”, afirma Gallo.

Originally posted 2022-11-19 05:32:01.

Abono verde de verano
LEER

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

/* */ Subir

Este sitio web utiliza cookies para ofrecerle una mejor experiencia de navegación, si continua en navegando consideramos que acepta su uso.